Falsa soledad

Hace unos meses me mudé a un lugar maravilloso, tranquilo y rodeado de naturaleza, con la intención de dar un nuevo rumbo a mi vida y a la de mi familia. Fue una decisión muy meditada y llevada a cabo con la colaboración de todos, aunque esto supusiera una cierta desfragmentación de la familia durante un tiempo.

Hoy, después de un verano en el que la soledad que se avecinaba cernía su sombra sobre mí, por fin ha llegado. No es algo que me asuste pero sí me siento un poco triste porque sé que echaré de menos a aquellos a quienes no podré abrazar a diario.

En este sentido, hace tiempo descubrí que el tacto es importante para mí, sobre todo como manifestación de intimidad y confianza y que, muy posiblemente, éste sea el motivo por el que no suelo dar grandes muestras de afecto en un primer contacto, mientras que a los más cercanos los frío a abrazos y besos.

Sin embargo, a partir de hoy me toca limitar la comunicación a través del tacto y ampliarla a través del teléfono, el whatsapp y las redes sociales… Bueno, ¡y a través de los sueños, donde no hay límites para estar a su lado o para que ellos vengan junto a mí!

A pesar de los obstáculos, soy una convencida de que los corazones siempre están conectados y nos permiten alejar la sensación de soledad, manteniéndonos unidos incluso en la distancia.

20160707_134832-1

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: